Mesa de juegos 5: El fiasco de las patas

En el plano se puede ver el diseño de unas patas con bisagras. Pero esto fue un absoluto fiasco. Las bisagras no tienen suficiente estabilidad y la mesa bailaba para todos lados a medida que los tornillos se aflojaban cada vez más. Intenté alguno diseños más con bisagras para lograr unas patas plegables de madera, pero no logré nada.

Tendré que seguir buscando opciones. Creo que lo mejor será buscar unas patas metálicas plegables como las que usan en algunos diseños en Home Poker Tourney. Por ahora tengo la tabla que puedo poner sobre una mesita redonda más pequeña que ya tenía. Queda estable y se quedará así hasta que solucione el problema de las patas.


Ahora sí logré las patas

El problema era querer pegar las patas separadas, una por una, con una bisagras chiquitas. La solución fue poner las patas en parejas. Cada pareja de patas está pegada a una tabla de más o menos 60cm de largo x 10 de ancho en la parte que toca la mesa. Podría poner otra más angosta más abajo para darle mayor estabilidad, pero puede estorbar los pies, así que no me he decidido.

Esta tabla está pegada a dos bisagras fuertes que están atornilladas a la base de la mesa. Así se pueden doblar hacia adentro, pero no hacia afuera. Para sostenerlas en su puesto cuando está armada la mesa usé cuatros tablas pequeñas que forman triángulos con cada pata y la base de la mesa. Estas se ponen y quitan. Tengo que idearme cómo dejarlas colgadas a la mesa o guardadas en ella. No se ve muy bonito aún (no lo he lijado ni pintado), pero con un poco de lija y pintura mejorará mucho.

Aquí las fotos para entender cómo funciona.

 

Add new comment